+34 936 530 153
Facebook
LinkedIn
Flickr Widget
Welcome to Specular
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetuer adipiscing elit, sed diam nonummy nibh euismod tincidunt ut laoreet dolore magna

Cómo Reciclar Materiales Férricos

El reciclaje férrico consiste en reutilizar los materiales férricos para la producción de nuevos y funcionales productos.

Por su parte, los materiales férricos son aquellos elementos metálicos cuyo principal componente es el hierro. Por ejemplo, el hierro dulce, las fundiciones, el acero, etc. Siendo este último elemento uno de los materiales más reciclados a nivel mundial.

¡Te comentamos cómo es el proceso para reciclar los materiales férricos!

Por qué es importante el reciclaje férrico

El uso de metales férricos reciclados incide, sobre otras cosas, en la disminución de emisiones de CO₂, consumo de agua, contaminación atmosférica y, niveles de energía.

A su vez, el proceso de reciclaje férrico (en especial, de acero) permite la utilización más eficiente de los recursos naturales de nuestro planeta Tierra.

Todo esto influye, de manera positiva, sobre la preservación del medioambiente. Lo que fomenta una mejora en condiciones para desarrollar una óptima calidad de vida.

Cómo es el proceso de reciclaje de materiales férricos

En parámetros generales, el reciclaje de metal es una amplia industria piramidal conformada por compañías que proveen chatarra a prominentes multinacionales.

Como en cualquier otro caso, el reciclaje férricos respeta un conjunto de pasos:

1º Fase: Categorización

Por supuesto, el primer paso es clasificar los materiales férricos. Tomando en cuenta que los imanes tienen la capacidad de atraer elementos como el acero, la separación de este compuesto de otros materiales reciclables (como el papel) es muy sencilla.

2º Fase: Fragmentación

En este caso, la finalidad es fragmentar los materiales férricos que pudiesen estar presentes en otras mezclas de metales.

Para ello, las máquinas fragmentadoras poseen tambores magnéticos rotatorios que extraen el material férrico dispuesto en una mezcla de metales, u otros materiales.

3º Fase: Dispersión de materiales

La dispersión o separación de los materiales se consigue a través del uso de corrientes eléctricas, sistemas de flotación en líquidos y flujos de aire con elevada presión.

Depende de cada caso, podría ser necesario el uso de procesos complementarios. Por ejemplo, en caso de productos de acero que estén recubiertos de otro material que deba removerse y reciclarse por separado.

4º Fase: Cizallado

Para este caso, suele utilizarse un equipo capaz de ejercer un gran nivel de presión para trozar materiales férricos de gran tamaño y grosor. Aquellos recuperados de transportes pesados como barcos, ferrocarriles o aviones.

5º Fase: Embalaje

Por último, las mercancías de material férrico se compactan en bloques grandes para facilitar y agilizar su manejo y transporte.

Productos fabricados con materiales férricos reciclados

Los materiales férricos, como el acero, son excelentes componentes para reciclar. Pues no pierden sus propiedades durante el proceso de reciclaje férricos.

Por tanto, pueden ser usados para la producción de distintos productos. Por ejemplo:

  • Material de oficina.
  • Aparatos eléctricos.
  • Elementos de ferretería (tornillos, tuercas…).
  • Materiales de construcción para carreteras, edificios y otras infraestructuras.

En Alberich cubrimos el reciclaje férricos en todas sus pluralidades, y compramos todo tipo de material férrico. Como maquinaria, motores, chatarra industrial, hierro fundido, y mucho más. Contacta con nosotros:

 

0 Comentarios